Alicia en el país de las maravillas, el musical, para echar a volar la imaginación…

ricardo-escobar-370x270_2(1)

Desde la butaca…

Por: Juan Manuel González Hernández.

Creo que me he enfocado en obras de teatro para jóvenes y adultos y descuidé esta parte de teatro familiar.

En este rubro entra Alicia en el país de las maravillas, basado en la historia original de Lewis Carroll y que Disney adaptara para llevarla al cine. Con este antecedente llega a los escenarios mexicanos la versión musical de esta historia que cuenta las aventuras de una niña llamada Alicia que se crea un mundo imaginario donde los personajes representan algunas de las manías que tenemos los adultos y que ignoramos la inteligencia de los niños, quienes se dan cuenta de todos nuestros errores.

Por ejemplo, a través del personaje del Conejo nos vemos reflejados quienes vivimos atados al reloj, apurados por ir y venir de un lado a otro, y que al final no vamos a ninguna parte.

O la Reina de Corazones, ensimismada y caprichosa, que quiere cortarle la cabeza a todo aquél que se oponga a sus deseos o la contradiga. Y también la locura del Sombrerero que no escucha a las personas porque está buscando pretextos para celebrar y pasarla bien.

Así desfilan por el escenario un buen número de personajes fantasiosos, quienes a través de canciones y coreografías nos dejan ver sus cualidades, pero también sus defectos.

La mayor parte de los personajes se desenvuelve en un tono de farsa que le va muy bien a la historia, por lo mismo que son seres irreales.

El elenco de este musical está conformado por Zoraida Gómez, en el papel de Alicia; Lorena de la Garza como La Reina de Corazones; y Moisés Suárez, El Conejo Blanco. En escena se ve que tanto ellos como el resto de sus compañeros, actores y bailarines, disfrutan su trabajo. Los diálogos de la obra son muy sencillos para que los comprendan los niños.

La caracterización es otro aspecto a destacar, pues al ser una obra para toda la familia, enfocada especialmente en los menores, algunos de los actores llevan un maquillaje muy atractivo, aunado a su colorido vestuario que los hacen ver como si fueran caricaturas.

Esta es la primera vez que veo a Zoraida en un musical y, aunque su fuerte es la actuación, no descuida sus números de canto y baile. Moisés Suárez recrea a un conejo cálido, divertido; mientras que Lorena de la Garza se crece en el escenario, se planta muy bien y echa mano de su experiencia en musicales para cautivar al público.

No puedo dejar de lado a los personajes de la Oruga, el Gato, los Gemelos y las Flores Vanidosas que se ganan el cariño de los asistentes en sus escenas.

Y sí, también hay que reconocer que aunque no cuenta con una súper producción, se apoya en algunos elementos técnicos -como la iluminación- para recrear mundos imaginarios.

Alicia en el país de las maravillas, el musical se presenta los domingos en el Teatro Independencia.

Espero sus comentarios aquí o en twitter: @JuanManuelGH y nos encontramos la próxima semana con más de lo que se ve en teatro… Desde la butaca.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s